miércoles, 11 de noviembre de 2009

BOLIVIA. TERROPREFECTO CRUCEÑO RUBÉN COSTAS NO ENCUENTRA QUIEN ENTRENE A SU "EJÉRCITO PARALELO"

EL DEBER (SANTA CRUZ, BOLIVIA)
Costas: “la Policía niega apoyo a plan de vigilancia”

Queja. El prefecto dijo que la fuerza del orden no quiere capacitar a personal civil contratado para dar seguridad en los barrios. El comandante manifestó que Costas nunca lo ha recibido, sólo sus segundos

Berthy Vaca Justiniano

En agosto de 2006, la Prefectura de Santa Cruz anunció la realización de un plan piloto de vigilancia vecinal contra la inseguridad, a iniciarse en el Plan Tres Mil y la Villa Primero de Mayo, pero hasta la fecha no se concretó. Según el prefecto Rubén Costas, el proyecto no arranca por falta de apoyo de la Policía, que supuestamente se niega a capacitar a los 100 postulantes que mientras tanto están preparándose físicamente.

“Como es de su conocimiento, el gobierno departamental tiene en curso el proyecto para apoyo de la Policía mediante los vigilantes departamentales, que se encuentran en pruebas físicas a la espera de la necesaria capacitación que debe ser proporcionada por la Policía”, reza parte de una carta enviada al Comando el lunes para una reunión de coordinación.

Costas señaló que los guardias civiles contarán con equipos de comunicación para trabajar de manera coordinada con la fuerza del orden. “Los vigilantes no pueden detener a las personas, por eso es necesario el concurso de la Policía. Asimismo, se requiere de la instrucción policial para que los detractores de siempre no digan que se está preparando a paramilitares, pero lamentablemente no hemos recibido respuesta”, dijo la autoridad.

El comandante Johnny Vargas tildó de mentiroso a Costas y expresó que cada vez que lo visita éste nunca lo recibe y lo delega con funcionarios de mandos medios. Vargas fue ayer a la Prefectura, donde fue atendido por Mario Aguirre, secretario de Seguridad Ciudadana, para hablar del plan, pero, a decir de éste, el comandante explicó que no tenía personal disponible para la instrucción de los guardias vecinales. “Le pedí que nos autorice a contratar a policías retirados y ha quedado en darnos una respuesta el viernes”, dijo Aguirre.