miércoles, 20 de enero de 2010

REPUBLICA DOMINICANA, EJEMPLO DE HERMANDAD CON HAITÍ

PRENSA LATINA
República Dominicana abrirá puerto seco para movilizar ayuda a Haití
Escrito por Yolaidy Martinez Ruiz
República Dominicana instalará un puerto seco en la localidad fronteriza de Jimaní para movilizar la ayuda humanitaria internacional que arriba a Santo Domingo destinada a Haití, devastada por un potente sismo hace una semana.

Según el jefe de la Dirección General de Aduanas, Rafael Camilo, el establecimiento abarcará un área de 15 mil kilómetros cuadrados y permitirá acoger cientos de furgones procedentes del exterior.

Las operaciones del puerto seco -puntualizó- comenzarán en los próximos días bajo el control de esa institución y empresas navieras.

Camilo anunció, además, la entrega de un nuevo cargamento por parte de su gobierno consistente en medicamentos, equipos médicos, alimentos y artículos de primera necesidad para los tres millones de damnificados del terremoto, que también dejó casi 200 mil fallecidos. La apertura de ese centro elevará a tres los espacios de acopio creados por República Dominicana para canalizar la ayuda internacional tras la tragedia del 12 de enero anterior, cuando colapsó la infraestructura haitiana, incluido las terminales aéreas y portuarias.

Este país fue sede el lunes de los primeros debates sobre la ayuda para la reconstrucción de Haití entre representantes de varios países e instituciones globales.

La cita de Santo Domingo, antesala de la reunión ministerial de donantes prevista para el venidero 25 de enero en Canadá, concluyó que el país caribeño necesitará 10 mil millones de dólares en un lustro para la recuperación de los daños ocasionados por el sismo.

El gobierno dominicano inició la víspera una campaña de fumigación contra los mosquitos en Puerto Príncipe, la capital haitiana, y aplica vacunas contra la rabia, difteria, tétanos, fiebre tifoidea, neumococo y hepatitis A las personas localizadas en las zonas fronterizas.

Las autoridades sanitarias de esa nación también incrementaron la vigilancia epidemiológica de casos febriles y mantienen comunicación con el Ministerio de Salud de Haití para la detención y diagnóstico inmediato de pacientes sospechosos de tuberculosis y VIH/sida.

Además, acogen heridos de la catástrofe en las unidades asistenciales de Barahona, San Juan de la Maguana, Duvergé, Jimaní y Neyba, todos ubicados en la zona limítrofe con Haití, así como en varios hospitales de Santo Domingo.