domingo, 28 de febrero de 2010

BOLIVIA SE PONE A LA ORDEN DE CHILE Y PREPARA AYUDA PARA DAMNIFICADOS

ABI BOLIVIA
Morales expresa solidaridad de Bolivia con Chile y alista ayuda humanitaria a los damnificados por terremoto

El presidente Evo Morales expresó el sábado su pesar por las víctimas y destrucción que dejó un terremoto de 8,33 grados en la escala abierta de Ritcher que azotó de madrugada el centro y sur de Chile y puso a disposición del gobierno de su colega Michelle Bachelet la ayuda que Bolivia pueda proporcionar.

"En ese momento de luto, de sufrimiento, con tantos damnificados, expresar nuestra solidaridad al pueblo chileno, reiterándole la disposición de qué hacer" para ayudar, se puso a la orden.

"Aprovecho la oportunidad para expresar toda nuestra solidaridad con el pueblo chileno, con la familias, damnificadas, afectadas por este terremoto, con la Presidenta (Bachelet), con el presidente electo (Sebastián Piñera)", agregó.

Morales, que se dijo sorprendido por la infausta noticia, muy temprano del sábado, a su llegada al despacho presidencial del Palacio Quemado, en La Paz, llamó a su gabinete de ministros para definir el tipo y cuantía de la ayuda boliviana a los damnificados por el movimiento telúrico que devastó el centro y sur de Chile.

"Esta tarde habrá una reunión de emergencia de con algunos ministros para hacer algo con el pueblo chileno, especialmente con los damnificados", afirmó en una conferencia de prensa.

El jefe de Estado adelantó la disposición de Bolivia de colaborar con lo que mejor pueda para paliar las aflicciones del pueblo chileno damnificado por el sacudón, el segundo mayor magnitud desde 1960, que sacudió la región meridional de Valdivia.

"Como siempre hicimos con Perú (en agosto de 2007, cuando un terremoto destruyó la zona sureña de Pisco), con Haití, compartir lo poco que tenemos, compartir nuestra pobreza. Estamos aquí, como pueblo boliviano, compartir lo poco que tenemos con el pueblo chileno, si fuera necesario", afirmó.

Apenas se enteró de la catástrofe, como el mismo gobierno de Bachelet declaró la situación imperante, Morales tomó contacto con altos funcionarios de la administración de Santiago para expresar sus sentimientos de solidaridad en tal trance.

"Conversé telefónicamente con el ministro de Interiores (Edmundo Pérez yoma), como con la ministra de la Presidencia, la compañera (Carla) Jerez, del gobierno de Chile", comentó.

El gobernante boliviano subrayó la relación de amistad que tutela los vínculos entre La Paz y Santiago desde 2006.

En los últimos 4 años hemos construido una amistad, una confianza de gobierno a gobierno, de presidente a presidente?, reiteró.

El Presidente boliviano se expresó conmovido por las consecuencias del terremoto, según los servicios especializados de Chile, 50 veces más potente del que destruyó el 12 de enero anterior Haití, donde perecieron 230.000 personas.

"Gravísimo, ver a nuestros hermanos latinoamericanos muertos por el terremoto", sostuvo.

A la luz del movimiento tectónico, el mandatario, defensor a ultranza de los derechos de la Madre Tierra llamó otra vez a instrumentar políticas de restauración al medio ambiente en el Planeta.

"Siento que la naturaleza no aguanta las políticas que destruyen el medioambiente; siento que la Madre Tierra se enoja; son consecuencias de estas políticas contra la naturaleza desplegadas por las potencias industriales", recalcó.

"Esto nos da más fuerza para cómo asumir la defensa de los derechos de la Madre Tierra", enfatizó.