domingo, 28 de febrero de 2010

MICHELLE BACHELET; EL FRACASO DEL SIGLO. LOS 6 GRAVES ERRORES DE LA PRESIDENTA CHILENA ANTE LA CRISIS

NOVA
El fracaso del siglo: Michelle Bachelet

Exclusiva de Dimas J. Pettineroli para NOVA.
En dos oportunidades conversé con la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, en el Hilton de Margarita Island. Siempre me pareció una persona muy educada, suave y altamente concentrada.

Nunca hice un sinónimo de “suave” con “débil”. Hoy veo que es muy débil, o esta muy cansada o perdió toda la adrenalina presidencial porque entrega el mando en 10 días.

Lo cierto es que sus primeras 36 horas post-terremoto/tsunami nos presentan a una jefa de Estado asustada, desmotivada, sin reflejos, temerosa, sin emoción y dispersada en grado extremo.

“Es una Isabelita sin su López Rega”, me decía el ex juez argentino Roberto Martínez, de vacaciones en Margarita.

La fuerza de la tele
La Televisión Nacional de Chile está demostrado que un medio publico puede ser objetivo y bien profesional. Su cobertura es óptima las 24 horas. Y nos permite ver lo que, al parecer, Michelle no ve.

La situación se fue de las manos y estos son algunos de los errores no forzados más graves cometidos por la presidenta, que hasta el domingo tenia 70 puntos de popularidad pero que, seguramente, bajará mucho si se mide el sábado. Los chilenos ya se dieron cuenta que están a la deriva.

Los errores visibles fueron notados de inmediato:

1.- “No necesitamos ayuda internacional”. Una locura soberbia total. Chile necesita ayuda y mucha para ponerse de pie.

2.- “No hay aviso de tsunami”. Cuando dijo esto ya Chile había sufrido un mega tsunami en 300 kilómetros de su costa y el archipiélago Juan Fernández. A la misma hora, Barack Obama, con 12 horas de antelación, le avisaba a Hawai que se venia un Tsunami, que finalmente no daño a nadie.

3.- No pidió ayuda de las Fuerzas Armadas. Esto generó todo tipo de anarquía en todo Chile.

4.- Desabasteció a la zona de catástrofe. No supo articular medidas para abastecer de agua y alimentos a mas de dos millones de de habitantes de la zona del epicentro y esto provocó desbordes y saqueos desesperados a supermercados.

5.- La caída selectiva de edificios nuevos demuestra que no hubo control o mucha corrupción a la hora de habilitarlos.

6.- Marginó al presidente electo de la toma de decisiones.

Tal vez su última foto sonriente y con trajecito de colores, por mucho tiempo, se la tomó el viernes en Mar del Plata, junto a su amiga CFK, festejando el festival “Velas Sudamérica 2010”. No podía imaginar lo que se le venia encima.

1 comentario:

Joaquin Hidalgo dijo...

muy buen comentario, me parece que esta hecho objetivamente con el fin de mostrar atributos que muchos pasan por alto a la hora de evaluar a un personaje político, y que a veces son concluyentes y reflejan personas, detrás de esa figura potente que las mantiene, se esconde un ser humano con sus defectos y virtudes, en las cuales uno puede leer, si están o no están hechos para enfrentar desafíos tan altos, que aseguren el éxito de este.