miércoles, 17 de marzo de 2010

COLOMBIA: PARAMILITARES SE APODERAN DE COMUNIDAD INDIA Y LA MANTIENEN SECUESTRADA. GOBIERNO DE URIBE SE MANTIENE PECHOFRÍO

Paramilitares confinan a comunidad indígena para impedirle votar
El grupo paramilitar Los Rastrojos mantiene confinados desde el domingo a unos 300 integrantes de la comunidad indígena Embara, en el departamento colombiano del Chocó (oeste), para impedirles ejercer su derecho al voto en las legislativas.

De esa comunidad, además once menores y tres adultos nativos fueron secuestrados, cuando al parecer los que tenían edad para votar se dirigían a las urnas.

El defensor del pueblo de Chocó, Víctor Raúl Mosquera, confirmó hoy a Caracol Radio estos hechos, al advertir que la comunidad sigue confinada.

Al parecer tras secuestrar a esas 14 personas, el grupo armado tomó la comunidad y se hizo con el control.

Los Rastrojos es un grupo formado por paramilitares y narcotraficantes que surgió a partir de la desmovilización de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), que en 2003 pactó la paz con el Gobierno.

Esta banda criminal tiene su área de influencia en los departamentos de Nariño y Valle del Cauca (suroeste), Putumayo (sur) y en Chocó, al norte del litoral pacífico colombiano, todas ellas regiones afectadas por el conflicto interno y donde habita una buena parte de las comunidades indígenas.

Mosquera aseguró que, si bien las autoridades han sido avisadas para que intervengan en la liberación de los secuestrados, hasta el momento ni fuerzas militares ni policiales se han acercado al lugar donde esta comunidad Embera se encuentra retenida.

Además, el defensor del Pueblo precisó que no es la primera vez que se atenta de este modo contra las comunidades indígenas colombianas.