domingo, 21 de marzo de 2010

URGENTE ARGENTINA: EN BARADERO, 2000 MANIFESTANTES INCENDIARON LA MUNICIPALIDAD POR MUERTE DE DOS JÓVENES.

LA NACION (ARGENTINA)
Baradero: graves incidentes por la muerte de dos jóvenes tras un accidente

Iban en moto y los perseguía un móvil de la dirección de tránsito; perdieron el control del vehículo, chocaron y fallecieron; vecinos incendiarion la municipalidad; el intendente defendió los controles que se implementan

Unos dos mil vecinos de Baradero protagonizaron hoy graves incidentes, que incluyeron el incendio de la municipalidad y destrozos en otros inmuebles, al protestar por la muerte de dos adolescentes que fallecieron cuando la motocicleta en la que viajaban fue embestida por una camioneta de inspección de tránsito de la comuna.

Los manifestantes prendieron fuego también otros edificios públicos y el vehículo municipal, por lo que el intendente de la ciudad, Aldo Carossi, pidió "que impere la cordura y responsabilidad de la sociedad para calmar el tema y que no se destruyan más inmuebles de la ciudad".

Fuentes policiales informaron que el accidente vial ocurrió a las 6 de hoy, en el cruce de Gallo y Belgrano, a unas cinco cuadras de la plaza principal. En esa intersección, los adolescentes, una mujer y un varón de unos 16 años, eran perseguidos por la camioneta municipal, al parecer, por circular sin usar cascos.

Producto del choque, la mujer falleció en el acto y el otro adolescente resultó con graves heridas, por lo que fue trasladado al hospital de la ciudad, donde perdió la vida a raíz de las lesiones sufridas en el siniestro.

Los incidentes.
Poco después, amigos y familiares de las víctimas incendiaron la camioneta municipal, que había sido abandonada en el lugar por sus dos ocupantes, inspectores de la comuna, quienes fueron detenidos poco después de manera preventiva. Los manifestantes impidieron durante unos minutos que una dotación de bomberos extinguiera el fuego y cambiaron de actitud al ser convencidos por los socorristas de que las llamas podían extenderse a un local comercial.

Hugo Portugal, padre de una de las víctimas, dijo al canal de cable Todo Noticias (TN) que estaban "todos enloquecidos" en la ciudad por la "conmoción" que les generó la muerte de los adolescentes. El hombre, entre sollozos, detalló que su hijo "iba a cumplir 16 años" y expresó que quizá "era el novio" de la víctima.

Otros habitantes de Baradero se sumaron a media mañana a la protesta de familiares y amigos de las víctimas, para incendiar luego la municipalidad, el Concejo Deliberante, el Registro Civil, el Juzgado de Faltas y una oficina del Instituto de Obra Médico Asistencial (IOMA), además de provocar destrozos en el inmueble de la radio FM El Tiempo.

Poco después, arribaron a la ciudad bonaerense socorristas de Bomberos Voluntarios de San Pedro para reforzar la tarea de sus colegas locales frente a los múltiples focos ígneos.

Por su parte, el intendente admitió el "desborde" de la protesta y pidió en declaraciones a la prensa "que impere la cordura y responsabilidad de la sociedad para calmar el tema y que no se destruyan más inmuebles de la ciudad".

El jefe comunal, además, advirtió que "tiene que investigar la Justicia" la causa del siniestro vial y defendió los controles de tránsito que se implementan en la ciudad. Además, añadió que hay un "rechazo de la ciudadanía a normas viales" y sostuvo que la comuna realizó diez mil infracciones y tiene 500 motocicletas secuestradas.

"La ciudadanía no acepta que le obligaramos a usar casco y los chicos que no usan casco son tolerados por sus familias", resaltó. En ese sentido, el jefe comunal dijo que "el 70 por ciento de los que no usan casco pierden su vida".

Al mediodía, una gran cantidad de policías arribó a Baradero para ayudar a los efectivos locales a contener a los pobladores que protestaban con violencia, dijeron a DyN fuentes policiales.

Llegaron agentes provenientes de San Nicolás, San Pedro y Ramallo, entre otros partidos bonaerenses.

El jefe de la Policía bonaerense, Juan Carlos Paggi, sostuvo que tuvo que ordenar el desplazamiento de "refuerzos para contener la situación para colaborar con autoridades y recobrar la tranquilidad pública".

Poco antes de las 13.30, los manifestantes comenzaron a regresar a sus respectivos hogares, en medio de una lluvia intensa que contribuyó a extinguir los incendios.