martes, 20 de abril de 2010

ARGENTINA: TEMEN FUGA DE ESPÍA QUE ASESORA A DIPUTADO CLAUDIO LOZANO DE "PROYECTO SUR" Y DE PARTIDO "ARI" DE LILITA CARRIÓ

AMBITO.COM
Negaron la liberación del espía de Economía por miedo a que se fugue


El juez del juzgado Criminal y Correccional Federal 11, Claudio Bonadío, decidió dejar en tras las rejas al espía del Ministerio de Economía apresado in fragantti debajo del escritorio de un subsecretario. Según entendió el magistrado, si el economista Roberto Larosa queda en libertad podría entorpecer la investigación o fugarse.

El juez Bonadío rechazó así un pedido de excarcelación presentado por los abogados defensores de Larosa, quienes se habían mostrado confiados en lograr la liberación del asesor legislativo del diputado Claudio Lozano. Al especialista en temas fiscales y presupuestarios se le imputan los delitos de "allanamiento de morada" y de "tentativa de hurto". Por ahora, la presunta maniobra de espionaje no está integrada a la causa.

Larosa fue detenido el viernes pasado en el Palacio de Hacienda con un maletín y un manojo de llaves de oficinas en su poder. Estaba oculto en el despacho del subsecretario de Presupuesto, Rául Rigo. En el portafolios llevaba una toalla, una corbata, una lupa y dos linternas. Además, de vistar la oficina de Rigo en horas de la noche, hoy trascendió que también pasó por el despacho del secretario de Finanzas, Hernán Lorenzino. Según pudo confirmar ámbito.com, el "topo" -como se lo conocía en los pasillos del edificio de Hipólito Yrigoyen 250, tenía un "puestito" de compra y venta de información sensible. Por su buenos contactos, Larosa sacaba datos estadísticos del Ministerio, principalmente de la Secretaría de Hacienda, y los transaba con consultoras económicas y empresas.

Además de brindar tareas "ad honorem" para Lozano, el "topo" asesora a cambio de un sueldo al senador del ARI de Tierra del Fuego, José Carlos Martínez. Pero su desempeño en el área de Tesorería de Economía durante los '80 y '90 le valieron de una "chapa" para ofrecer sus servicios a economistas de renombre, incluso, que hoy ocupan importantes cargos en la función pública.

Para denegar la excarcelación a Larosa "bajo ningún tipo de caución", Bonadío se justificó en lo previsto en el artículo 319 del Código Procesal Penal que determina que podrá denegarse el beneficio cuando "la objetiva y provisional valoración de las características del hecho hicieren presumir, fundadamente, que el mismo intentará eludir la acción de la justicia o entorpecer las investigaciones".