lunes, 14 de junio de 2010

BOLIVIA AVANZA EN TEMA JUBILACIONES, Y BENEFICIA A LOS MÁS MARGINADOS Y VULNERABLES

PRENSA LATINA
Jubilación en Bolivia privilegia a sectores antes marginados
Las reformas al actual sistema de jubilación en Bolivia privilegiarán a sectores históricamente marginados, afirmó hoy el viceministro de Pensiones y Servicios Financieros Mario Guillén.

Según el alto funcionario, las nuevas compensaciones amplían el espectro para los trabajadores que sólo aportaron 10 años de los 35 requeridos.

La reforma reconoce por primera vez, agregó, la maternidad como factor de reducción de la edad mínima de pensiones.

Asimismo incluye trabajos que por su naturaleza afectan la salud, como la minería.

Según Guillén, la edad de jubilación será de 58 años para ambos sexos, aunque en el caso de las mujeres se rebajarán tres años como máximo por cada hijo nacido.

Los mineros, susceptibles de enfermarse de silicosis, señaló, su principal causa de muerte, podrán jubilarse antes, a los 51 años de edad.

Regido desde siempre a la administración estatal, el sistema boliviano de pensiones pasó a manos privadas en 1996 y gravó un fuerte déficit en el erario público, acotó.

En 1998, el déficit del sistema representaba casi 40 por ciento del déficit fiscal de un ocho por ciento del Producto Interior Bruto, de 800 millones de dólares.

La reforma está prescrita en la Constitución vigente desde febrero del pasado año y estimula un mecanismo que la protege de la corrupción por eventuales administradores, además de establecer el control social.