lunes, 5 de julio de 2010

COSTA RICA URGENTE. PRESUDENTA CHINCHILLA ENTREGA EL PAÍS A 7.000 MARINES NORTEAMERICANOS

CORREO DEL ORINOCO

Población de Costa Rica rechaza el ingreso de 7.000 marines estadounidenses y 46 buques de guerra al país

Ayer, un ciudadano interpuso un Amparo Constitucional y los diputados de oposición rechazaron la resolución en la Asamblea Legislativa. El Gobierno afirma que las operaciones son solo de apoyo, sin carácter bélico

Los estadounidenses llevarán 46 buques, 10 aviones de combate Harrier y 7 mil efectivos de sus fuerzas navales a Costa Rica

La resolución del Parlamento costarricense de autorizar el ingreso de 46 buques de guerra y 7 mil marines estadounidenses al territorio nacional, por un “acuerdo de patrullaje conjunto contra el narcotráfico”, fue objeto de un recurso de amparo ante la Sala Constitucional, interpuesta por el ciudadano Yeudy Blanco.

“Esta vez se excede por la cantidad de aeronaves y efectivos que podrían entrar en el país. Las condiciones son muy permisivas, es como darles un cheque en blanco, y lo considero peligroso, explicó Blanco a la prensa local. Acotó que además que el permiso viola la constitución y pone en riesgo la ciudadanía.

En la sede legislativa también el tema fue objeto de una fuerte polémica. Este sábado, diputados de oposición indicaron que presentarían un recurso de amparo contra esta disposición por considerarla ilegal y porque transgrede un acuerdo bilateral firmado hace diez años en el que se permitía el ingreso de guardacostas norteamericanos. Los parlamentarios calificaron este hecho como ilegal y violatorio a la soberanía nacional.

El viernes, la Asamblea Legislativa de Costa Rica aprobó, con 31 votos a favor y ocho en contra, la entrada de las fuerzas militares norteamericanas que se quedarán en la nación centroamericana entre el 1 de julio y el 31 de diciembre de 2010 con la excusa de luchar en contra del narcotráfico.

Los partidos que rechazaron la decisión de la Asamblea expresaron que la presencia militar estadounidense no es proporcional al objetivo que venían a cumplir que es el de combatir el tráfico de drogas. Criticaron las condiciones bajo las cuales las fuerzas navales estarán en el país centroamericano, puesto que tendrán libertad plena para efectuar las actividades necesarias para el cumplimiento de su misión.

El partido Frente Amplio invitó a la población a reflexionar sobre la importancia que tiene la región para los norteamericanos, que es considerada por ellos su área de influencia, y aludió a la estrategia estadounidense de dominar la región centroamericana en su totalidad tras el golpe de Estado en Honduras y la instalación de siete bases militares en Colombia.

Desde el 1 de julio próximo, Estados Unidos trasladará al territorio costarricense unos buques capaces de transportar 200 helicópteros y aviones de guerra.