lunes, 21 de marzo de 2011

YEMÉN: RÉGIMEN CRIMINAL DE SALEH ESTÁ ACABADO. ÚLTIMOS ESTERTORES DEL GENOCIDA

El jefe de la tribu de Salé apoya la "revolución"

MADRID, 21 Mar
 
   El jeque Sadeq al Ahmar, jefe de la tribu más importante de Yemen, Hashid, anunció este lunes su apoyo a la "revolución" contra el régimen y se ofreció como mediador para conseguir la dimisión "honrosa" del presidente de Yemen, Alí Abdulá Salé, quien pertecenece precisamente a esta tribu.
   "Anuncio en nombre de todos los miembros de mi tribu que me uno a la revolución", declaró Al Ahmar a la cadena de televisión qatarí Al Yazira. Asimismo, pidió a Salé que "evite un derramamiento de sangre en Yemen y abandone tranquilamente el país".
   Por ello, Al Ahmar se ha ofrecido a liderar la mediación con vistas a conseguir una "salida honrosa" para Salé. Al Ahmar preside la poderosa confederación de los Hashid, en un país en el que el apoyo tribal es fundamental para conseguir o preservar el poder.
   Salé ha perdido el apoyo de numerosos dignatarios del país a lo largo de este lunes. Es el caso del destacado general Alí Mohsen al Ahmar, un viejo aliado del presidente y veterano de las guerras civiles del país, que ha expresado su apoyo a la oposición junto a otros altos mandos militares, y de los embajadores de Yemen en Siria y Jordania.
   Numerosas personas celebraron este lunes en Saná los funerales por las 52 personas que murieron a manos de los francotiradores de las fuerzas de seguridad el pasado viernes durante una manifestación antigubernamental en la capital. Decenas de miles de personas han salido a las calles del país desde hace semanas para exigir el fin del régimen de Salé, en el poder desde hace 32 años.