viernes, 8 de abril de 2011

URGENTE YEMÉN: DICTADOR SALEH ACUSADO POR LÍDER OPOSITOR DE INTENTAR ASESINARLO. EL PUEBLO EXIGE RENUNCIA INMEDIATA DEL GOBIERNO

EL MUNDO (ESPAÑA)

El presidente yemení es acusado por su rival más directo de intento de asesinato

Un grupo de manifestantes piden el cese de poder del presidente Saleh, en Saná. | ReutersUn grupo de manifestantes piden el cese de poder del presidente Saleh, en Saná. | Reuters
  • Las manifestaciones antigubernamentales han sumido al país en el caos
  • Decenas de manifestantes han muerto en choques con la policía
El general Ali Mohsen al-Ahmar, comandante de la región noreste y de la primera División blindada, ha acusado al jefe de Estado de intentar eliminarlo en una emboscada el martes en Saná.
Ha explicado en un comunicado que un grupo de emisarios se presentaron pidiendo verle para hacerle llegar un comunicado de Saleh. Cuando Ali Mohsen se presentó ante ellos, "la guardia del presidente cogieron sus armas y empezaron a pegar tiros en su dirección", según explica en el comunicado.
A finales de marzo, el general Ahmar había prometido ayudar a deshacerse de Saleh, tras haberle "llevado al poder hace 32 años".
Al mismo tiempo, las manifestaciones en Yemen pidiendo la dimisión de Ali Abdallah Saleh no cesan. Centenares de manifestantes se reunieron este miércoles en las calles de Taiz para pedir el fin del régimen. El número de muertes en las manifestaciones continúa creciendo; un manifestante ha muerto a causa de los tiroteos el pasado martes por la noche en Taiz, al sur de Saná. También ha habido manifestaciones en Aden, donde ocho militares han sido arrestados por la policía, según relatan los testigos.
"Fuera Ali", "El pueblo quiere la caída del régimen", repetía la multitud mientras andaban hacia la plaza de la libertad.
El presidente sirio ha aceptado, bajo presión, una mediación de las monarquías del Golfo, que han invitado a su Gobierno y a la oposición "a un encuentro en Ryad para preparar una salida de la crisis".
Esta iniciativa, destinada a "preservar la seguridad, la estabilidad y la unión de Yemen", le ha sido comunicada este lunes por los embajadores de Arabia Saudí, de Qatar y Oman.
Saleh mantiene que sólo podría ceder el poder bajo un proceso constitucional después de que las manifestaciones cesen y vuelva la calma. Sus opositores no están dispuestos a negociar su partida y quieren que se marche de inmediato.